Mercaderes Asociados

Marketing y globalidad

En el nombre de Dios ¡conozcan a su consumidor!

بسم الله الرحمن الرحيم Bismi-llāhi r-raḥmāni r-raḥīm

“En el nombre de Dios, el Clemente, el Misericordioso” es como se traduce Bismi-llāhi r-raḥmāni r-raḥīm (بسم الله الرحمن الرحيم)

La basmala (en árabe, بسملة) es una fórmula ritual islámica con la que se inician las azoras o capítulos del Corán y que los musulmanes utilizan también para iniciar distintos tipos de documentos o acciones.

Encabeza además en muchos lugares los textos oficiales, las cartas, se escribe en la parte superior de las pizarras en los centros de enseñanza e incluso puede encontrarse en la cabecera de los periódicos.

Es también la frase más utilizada en la caligrafía árabe ornamental: la mayor parte de las figuras y composiciones realizadas por los calígrafos contienen la basmala. Estas composiciones caligráficas cuelgan con frecuencia de las paredes de los hogares musulmanes o de los comercios y centros de trabajo, en un uso análogo al que se hace en los países católicos del crucifijo u otras imágenes. Es seguramente la frase/imagen más sagrada del Islam. Hay mucha información sobre la basmala en la red, pero de lo que he leído me quedo con esta sugestiva descripción tomada del Al-Minah al-Quddusiyya(1) por los Musulmanes Andaluces.

¿Y donde fue a colocarla un fabricante chino de jeans?

Nada menos que a los bolsillos traseros de los pantalones para dama que exportó a Irán. Los jeans se iban a vender en Teherán que, según The Guardian de Londres, donde salió la noticia, muchos consideran el corazón del mundo islámico.

Como era de esperar, apenas el hecho fue reportado por los medios iraníes, no solamente se acusó en blogs y páginas árabes a China de atacar los símbolos sagrados del Islam “de la manera más ofensiva” sino que la policía decomisó la mercadería y detuvo a tres comerciantes responsables de la importación. Un blogger de Teherán dijo textualmente “Alá es la palabra respetada que solo se puede pronunciar después de las abluciones. Ahora está bordada en el lugar de sentarse de esos jeans”

Los jeans se vendieron a unos 10 u 11 dólares y llevaban una etiqueta que decía “Made in the PRC” (People’s Republic of China) aunque, probablemente por las buenas relaciones entre los dos países, la policía trató de esconder el origen de la mercadería.

Al Quds Jeans una marca, no ofensiva (y en el bolsillo delantero, no en el de atrás)

Uno puede imaginar, llevado por el sesgo de la TV muy sesgada a mostrar burkas, que la ropa en los países musulmanes no incluye una prenda tan occidental y norteamericana como los jeans. Pero lo cierto es que la moda, aunque distinta a la occidental existe y progresa en el oriente. Los chinos no han sido los primeros en exportar jeans. Una fábrica italiana puso a la venta, en el 2006, una línea Al Quds Jeans (Al Quds es el nombre de Jerusalén en árabe) diseñada con pleno conocimiento del consumidor y por lo tanto de talle alto y de mayor ancho de piernas, teniendo en cuenta la posición del consumidor musulmán cuando está rezando (cosa que sucede, recordémoslo, cinco veces al día) y la incomodidad que le produciría un jean ajustado tradicional. Le han agregado a la prenda numerosos bolsillos, para guardar reloj, lentes, joyas y demás efectos personales que el musulmán se suele quitar para rezar. Las costuras son verdes, color sagrado en el mundo islámico, pero discretamente usado.

Prevista inicialmente para atender la demanda de Italia, donde viven 1.1 millones de musulmanes y después la europea donde viven 18 millones de musulmanes, ha dado el salto finalmente hacia el mercado de los países árabes

Como un toque final, el fabricante de Udine, dice que son manufacturados en Karachi, creca de Pakistán en una fábrica que da empleo a unas 15,000 personas porque “quería ser respetuoso con el hecho de que son los primeros jeans fabricados para el Islam y por lo tanto debían ser hechos por manos musulmanas”. Además ha tomado distancia de la controversia que se presentó con la publicación de las caricaturas de Mahoma diciendo que su proyecto es “específicamente comercial y no político o religioso”.

El precio en Italia es de unos 21 dólares.

Marketing sencillo. Pero impecable.

Moda en el Islam

Moda en el Islam. Con jeans.

(1) El Minah al-quddusiyya de Shaij al-‘Alawi, es un texto religioso que, a través del comentario de un poema clásico de Ibn Ashir, que recoge los elementos básicos de la religión, desarrolla un interpretación desde el punto de vista del sufismo; así cada elemento cobra un sentido exterior e interior, con diferentes planos de entendimiento que cimientan con diferentes conocimientos la práctica religiosa. Y a través del comentario de un poema clásico de Ibn Ashir, que recoge los elementos básicos de la religión, desarrolla un interpretación desde el punto de vista del sufismo; así cada elemento cobra un sentido exterior e interior, con diferentes planos de entendimiento que cimientan con diferentes conocimientos la práctica religiosa. El sufismo se define a sí mismo como el “corazón del Islam”, su alma, su fuente de vida.

Si desea suscribirse gratuitamente a Mercaderes Asociados pulse el botón rss1


septiembre 29, 2009 - Posted by | Globalidad, Investigación de mercados, Marketing y Globalidad, Ropa y Moda | , , , , , ,

Aún no hay comentarios.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: